En el mundo de las ONG, los consultores juegan un papel importante en la configuración y el buen funcionamiento de estas organizaciones. Seguramente, alguna vez te hayas planteado contratar a un consultor de ONG, pero, ¿alguna vez te has preguntado qué hace que un consultor sea verdaderamente influyente y efectivo?

Este artículo desentraña esta pregunta, presentando dos tipos distintos de consultores: aquellos que se especializan en formular estrategias teóricas y los que sobresalen en la implementación práctica.

Al sumergirnos en las diferencias entre estos enfoques y cómo cada uno utiliza distintos canales de comunicación para que tu ONG sepa donde encontrarlos, revelamos cómo los consultores de ONG pueden maximizar su impacto y dejar una huella duradera en el sector.

Si te interesa mejorar la comunicación de tu ONG, la captación de fondos y sus técnicas de fundraising o quieres profesionalizar la forma de trabajar de tu organización, ahora, puedes acceder a todos los cursos de La Escuelita de ONG y empezar por la formación que más te interese. Empieza ahora: inscripciones abiertas.

Tipos de consultores de ONG

En la consultoría para ONG, encontramos dos enfoques fundamentales para comunicar: el enfoque estratégico, que se centra en explicar qué se debe hacer para lograr ciertos objetivos, y el enfoque implementador, que muestra cómo se deben llevar a cabo estas acciones.

Estos enfoques son muy importantes en cómo un consultor de ONG se posiciona y cómo elige comunicarse y así llamar la atención de sus potenciales clientes: las organizaciones sociales.

Los consultores con un enfoque estratégico se posicionan como visionarios y guías, ofreciendo perspectivas claras sobre los objetivos que deben tener las ONG. Este enfoque es valioso para aquellos profesionales que desean ser vistos como líderes de pensamiento en el sector social, aportando enfoques novedosos y soluciones a problemas complejos.

Estos profesionales pueden utilizar plataformas como LinkedIn para compartir sus ideas y establecer conexiones con otros profesionales y organizaciones.

Por otro lado, los consultores implementadores se destacan por su enfoque práctico y orientado a la acción. Estos son los profesionales que toman las estrategias teóricas y las transforman en acciones concretas y medibles, como campañas de comunicación efectivas, programas de captación de fondos, y gestión eficiente de proyectos.

Para este tipo de profesionales, canales más visuales y prácticos como YouTube, donde pueden compartir tutoriales o casos de estudio, o Instagram para mostrar el impacto de sus proyectos, son ideales.

El desafío para los consultores de ONG es reconocer su fortaleza en uno de estos enfoques y utilizarla para comunicar eficazmente su valor y competencia.

¿Qué tipo de consultor social necesita tu ONG?

Los consultores sociales se dan a conocer en Internet, espacio en el que las ONG buscan a profesionales que les puedan ayudar en el cumplimiento de su misión social.

En el amplio mundo de Internet, donde cada consultor de ONG busca marcar la diferencia, lo que realmente te hace destacar no es solo saber qué hacer, sino demostrar cómo hacerlo.

Muchos pueden hablar sobre teorías y estrategias para el sector de las ONG, pero el verdadero valor y la diferenciación provienen de mostrar cómo implementar esas ideas en acciones concretas y efectivas.

Al enfocarte en el ‘cómo’, no solo estás compartiendo conocimiento; estás mostrando tu dominio y experiencia práctica en el tercercsector, hecho muy importante al a hora de contratar a un consultor de ONG.

Esto es vital, ya que el conocimiento práctico es esencial en este campo. Un consultor que puede desglosar un desafío complejo en pasos manejables e ilustrar exactamente cómo ejecutarlos, gana no solo confianza sino también credibilidad.

Esta aproximación práctica te posiciona como un experto cercano. En lugar de limitarte a teorizar, estás llevando a tu audiencia a través de un viaje de aprendizaje práctico, mostrándoles las herramientas y técnicas que realmente dan resultados.

Plataformas como YouTube e Instagram son ideales para este enfoque, donde puedes compartir tutoriales y demostraciones visuales. Pero no solo ahí; incluso en blogs y boletines de noticias, detallar los procesos paso a paso puede transformar tu contenido de ser simplemente informativo a ser realmente inspirador y transformador.

Además, enfocarse en el ‘cómo’ te permite crear contenido valioso y único. En un mundo saturado de información, lo que te distingue son tus experiencias y enfoques particulares. Al compartir tus métodos y procesos, ofreces una visión única de tu trabajo en el mundo de las entidades sociales, lo cual lo tendrán presente a la hora de contratar a un consultor de ONG.

La consistencia y la autenticidad son fundamentales. Mantén un flujo constante de contenido práctico y auténtico, y permanece siempre abierto a la interacción y el feedback de tu comunidad.

Al final, lo que más resuena es tu autenticidad y tu habilidad para aportar valor real a las organizaciones y proyectos con los que trabajas.

contratar a un consultor de ONG

Al final del día, tanto el consultor teórico como el implementador tienen roles vitales en el ámbito de las ONG.

La clave para un consultor exitoso no yace solo en elegir un enfoque, sino en comprender cómo cada estilo puede complementar al otro y cómo utilizar los canales de comunicación de manera efectiva para amplificar su impacto.

Ya sea articulando visiones estratégicas o ejecutando planes con precisión, los consultores de ONG tienen el poder de impulsar cambios significativos y sostenibles, demostrando que la combinación de teoría y práctica es esencial para cualquier misión que busque generar un impacto real y duradero. Ten esto presente a la hora de contratar a un consultor de ONG.

Si te interesa guiar y acompañar a las entidades sociales a conseguir sus objetivos y su misión social, ahora, puedes formarte para ser consultor o consultora de ONG. Si ya trabajas en una entidad social, tú y tu equipo tenéis un itinerario completo de 21 pasos para mejorar vuestra comunicación, planificación y captación de fondos.